4 nov. 2016

LA MAFIA DE LO REAL

Serie gráfica y texto elaborados para participar en la edición #2 de "LA HOGUERA"   primavera 2017.

*collages de papeles varios y acrílico*.                            /clickea las imágenes para ampliarlas/
La mafia de lo real, lo que se esparce hablando en nombre de “lo natural”, de la “higiene social”, “tradicional”, “racial”, corporal, Histórica y “legal”, la educación y más de un sermón, nos quieren hacer creer que la libertad es: es.coger entre la obediencia y el castigo; ser explotadas laboral y/o sexualmente, entre una marca de moda u otra; el narco o la política institucional como labor; los Xv años o la boda-hijxs-trabajo-seguro; el voto entre uno y otro partido; el rezo entre el “ruega por nosotros” y el “por mi culpa, por mi culpa”, el ir a la escuela por una “educación”(más bien códigos) pública o privada…
Así resulta muy “normal y natural”, porque así nos ha enseñado a verlo “la mafia de lo real”: tomar Nestlé y coca-cola; saber que violan y que matan a las mujeres; que nos desaparezcan; actuar como troles; tener pus en los ojos por vivir en la ciudad; comer viendo telenovelas y no saber sembrar, ni de dónde viene el agua…cagar en ella; no saber comunicarnos porque no podemos fluir sinceramente… y temer, y temer y temer a la incertidumbre y la inestabilidad de tener que organizarnos, como nunca hemos sabido, de alguna forma, de alguna otra forma y con algunas otrxs cuantas…
“La mafia de lo real” no sólo se esparce de forma material y tangible, sino a manera de memoria y de polvo. Se repite una y otra vez como palabra y anuncio diciendo repetidamente hasta que lo aprendamos, hasta que lo aprendamos, hasta que lo aprendamos, cómo debemos ser, actuar y relacionarnos, qué recordar, qué celebrar y cómo hacerlo en palabras escritas, en la apropiación de símbolos, en piropos y canciones de seductora sensualidad, en palabras lubricadas y calientes, en forma de amor, de crucifijos, de pan, de gelatina y de feria. Te dice qué hacer, y cómo, y de dónde sale, y por dónde entra, y qué color es mejor, y qué sexo vale más y por qué. Te dice qué huele bien y qué huele mal, que alguien ya no funciona, y que a lo que se yergue vertical, hay que rendirle tributo.
Es muy difícil curarse de la inoculación de la mafia… implica muchas veces una situación de necesidad, de necesitar hacerlo… de sentirlo  más que “incómodo”, voluntad, esfuerzo, movimiento para adentro y para afuera, porque tiende a formatearse viral y replicablemente. Lo descubres en ti, en tu corazón, estómago y sexo… “la mafia de lo real” ha pasado por aquí también, se nos nota en el timbre de la voz, en el ritmo y en la reacción de nuestras manos. Se reactiva en el organismo de vez en vez. Por ello ocupamos de observación constante del bicho viral institucionalizado… entendiendo “institucionalizado” como aquello cuyo sentido se impone como dogma de obediencia y no como un acuerdo constante, cambiante y conveniente hacia la vida, sino hacia la satisfacción instantánea e individual.
Si nos preguntamos – acción desactivada en nosotrxs por “la mafia de lo real”- de dónde viene todo, y cómo: el orden, las cosas, los alimentos, las creencias, las prácticas… sabremos su historia. Veremos tristemente de manera general explotación,traición, opresión, conveniencia y jerarquía. Quizás, o a algunxs, se nos agudizarán los ojos y nos saldrán otros más en la espalda. Descubriremos de a poco o de a mucho sus múltiples disfraces y rostrxs. Sabremos inmediata y alegremente, porque no puede ser de otra manera, que hay otras opciones más allá de la muerte-estéril y más cercanas a la vida, al hablar, actuar y sentir en libertad. 
*

1 comentario:

  1. la historia de petronila me recuerda a las locas de baballaga hablando en voz de las asesinadas y muertas con todo ese ritual de quemar purificar y renacer que el techo de una vecindad y la gente observaba..

    ResponderEliminar